sábado, 7 de mayo de 2016

Llorar no cuesta






   Querid@s lectores/as:  Aquí les muestro la referencia de una novelita, (que habré leído este sábado por la mañana).  Y por 'novelita' me refiero a su tamaño, que no a su buena calidad y tratamiento del tema. Es una lectura que nos hace sufrir. No se trata precisamente de una diversión. No es un crucero romántico ni un desfile de Chanel en La Habana. Antes al contrario, es un paseo por la Cuba de verdad; la que sufre y llora en silencio, la del Periodo Especial.  Así que no busquen en ella a la new jet set habanera, a la clase superior (...si, la de los hijos y nietos de ciertos mandatarios, que si tiene acceso a yates, a paseos lujosos, a viajes al extranjero, a la última moda de diseño). La Cuba de esta novela es la de verdad, no la que cuenta la prensa de moda. Así que si quieren acompañarme en este sufrimiento, pasen y lean.

LLORAR NO CUESTA
Lázara Ávila Hernández

Derechos reservados por la propia autora
Impreso en Estados Unidos
Primera edición: Octubre 2015
214 páginas.

-Reseña procedente de la web de Amazon-

“Llorar no cuesta” es un reflejo de la historia del pueblo de Cuba durante el comienzo del Periodo Especial, -año 1993- una etapa de crisis y escasez económica que aparejada con la corrupción administrativa y la falta de esperanza trajo consigo males como la prostitución, el jineterismo; hambre y enfermedades; además del abarrotamiento de las cárceles cubanas como consecuencia del incremento de la delincuencia.
    La migración ilegal por mar en lo que fuera comenzó a gestarse ocultamente o a viva voz. Un año después en 1994 tendrá lugar la “Crisis de los balseros cubanos”. La gente comenzó a salir de la Isla huyendo de una realidad cada vez más miserable caracterizada por días y noches de apagones y hambruna.
   La historia transcurre en Cuba, en el pueblo de Candelaria aunque pudo desarrollarse en cualquier otro municipio cubano. Es una novela “agria escrita en tonos grises” al decir de su autora. Es un texto desgarrador que recrea una triste y compleja realidad histórica.
__________________________________________________

Ser bueno es el único modo de ser dichoso.
Ser culto es el único modo de ser libre.

       José Martí
______________________________________________
______________________________________________

2 comentarios:

Lazara Avila dijo...

or casualidad encontré esta reseña a mi novela "Llorar no cuesta" en su blog y me he quedado emocionada.
Gracias por sus palabras a un texto que amo mucho.
Escribir "Llorar no cuesta" me reportó satisfacción y al mismo tiempo dolor porque me hizo rememorar una etapa triste, la del Periodo Especial en Cuba. A veces no se sabe del sufrimiento ni de la huella que deja la historia en generaciones completas. Eso fue el Periodo Especial,una huella terrible en medio de una época peor.
Una vez más gracias por sus palabras y por compartir su opinión.

BARBARITO dijo...

Gracias a usted por ser, estar y escribir. Más testimonios como este hacen falta para que el mundo conozca la realidad de Cuba.